gruporetiro@gruporetiro.com
91 577 42 40

Líderes desde 1996

20 Aniversario Grupo Retiro
Infórmese en el 91 577 42 40

La Renta Vitalicia Inmobiliaria permite a las Personas Mayores quedarse en sus casas

La renta vitalicia como solución a la jubilación, blog grupo retiroCada vez son más las Personas Mayores que no se quieren ir a una residencia.

La tercera edad llega, y tanto la propia persona como los familiares tienen que estar dispuestos a asumirla. Pero a veces es difícil debido a que muchas personas no pueden pagarse una residencia y otros tantos, directamente, no quieren ir a una residencia. Es el caso de Teresa de 82 años, que a pesar de su edad y de las secuelas de la propia vejez y del cáncer que sufrió no ha querido ir a una residencia. En su lugar, tiene asistencia a domicilio durante las 24 horas gracias a dos cuidadoras de la empresa Alares que se turnan.

¿Casa o residencia?

Este servicio le ha cambiado la vida a Teresa, que ha tenido la posibilidad de quedarse en su casa, sin cambiar sus costumbres. También le ha cambiado la vida a su hijo Ricardo de 44 años, que, siendo hijo único, ya no podía dedicarse 100% a los cuidados que requería su madre.

Esta opción ha sido posible gracias a Alares, una empresa dedicada a ofrecer asistencia personal y familiar a las personas mayores. Para ello, en primer lugar, la toma de contacto con el cliente es por vía telefónica. Si este se encuentra muy interesado, el equipo humano de Alares se traslada a la casa para valorar la situación y realizar un prepuesto personalizado. La valoración determina si la persona en cuestión necesita atención las 24 horas, o quizás con una persona que vaya unas horas  al día es suficiente. Lo primordial es que las Personas Mayores se encuentren perfectamente atendidas. Las cuidadoras candidatas que propone Alares, finalmente son elegidas por la propia familia. Cada cierto tiempo, las coordinadoras de Alares visitan a la persona  mayor para supervisar los cuidados y atenciones  que reciben los mayores de parte de sus cuidadoras.

Pero no todos las Personas Mayores pueden permitirse pagar este servicio o con cualquier otro existente en el mercado con esta finalidad, pues sus tarifas son elevadas, a partir de los 1.500 €. Pero existe una solución y aquí entra en juego la Renta Vitalicia Inmobiliaria.

La Renta Vitalicia, la solución para quedarse en casa

Cada vez son menos las personas que desean por voluntad propia trasladarse a una residencia. La mayoría prefieren quedarse en sus propias casas y ser atendidos por sus propios familiares o en su defecto, por cuidadores internos o por horas. Pero esta última opción no está al alcance de todos los bolsillos de las Personas Mayores y más en este momento, donde la pensión media se sitúa en torno a los 700 euros.

Una posibilidad que permite a las Personas Mayores quedarse en sus casas y ser atendidos en las mismas, es la Renta Vitalicia, un producto financiero dirigido especialmente a las Personas Mayores de 65 años y propietarias de una vivienda. En la Renta Vitalicia los propietarios venden la nuda propiedad la vivienda y a cambio reciben una renta mensual garantizada de por vida. Todo esto sin dejar atrás, que la persona mayor podrá disfrutar de su vivienda y permanecer en la misma.

De esta forma, la Renta Vitalicia es una perfecta solución para aquellas personas que desean quedarse en su casa y contratar la atención de una persona que cuide de ellos.

 

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies CERRAR